Pages

Thursday, February 11, 2010

Celebran a benefactores en el aniversario 200 del Hospicio Cabañas

Milenio:
El presidente de México, Felipe Calderón, Hinojosa, hizo un llamado a la unidad de los mexicanos en la cena del bicentenario del Hospicio Cabañas, que se lleva a cabo en Guadalajara.
Luego de encomiar la obra de fundador del albergue infantil con 200 años de historia, invitó a superar las diferencias de ideología: “Debe ser el año de la patria por muchas cosas, pero una de las que deben ser fundamentales es que nos reconozcamos como mexicanas y mexicanos, más allá de nuestras discrepancias, legítimas; más allá de nuestras diferencias de opinión, partido, de religión, hay coincidencias medulares que, como patria, estamos obligados a tener y expresar”.
Aunque el mandatario centró la mayor parte de su discurso en elogiar tanto a los benefactores del hospicio, hoy Hogar Cabañas, como a las personas que hacen posible el mantenimiento de este inmueble —que, recordó, es Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco—, también invitó a la hermandad.

Diversas intervenciones en la Cena del Bicentenario del Hogar Cabañas

Diversas intervenciones en la Cena del Bicentenario del Hogar Cabañas

"Yo tengo 450 hermanos"











Ayer 10 de Febrero festejamos al Hospicio Cabañas en su aniversario número doscientos. El Sr. Presidente Felipe Calderón y el Sr. Gobernador de Jalisco Emilio González M. hicieron un recuentro de la historia del edificio pasando por el Arq. Manuel Tolsá, el Maestro José Clemente Orozco y la obra del obispo Juan Cruz Ruiz de Cabañas. Se hizo hincapié en la trascendencia de la obra que se inició ahí, primero como CASA DE LA MISERICORDIA, después como HOSPICIO CABAÑAS (en honor a su fundador), en tiempos recientes con un “título más burocrático” INSTITUTO CABAÑAS y a partir del día de ayer oficialmente como HOGAR CABAÑAS.



“Yo tengo 450 hermanos”, con esa frase concluía uno de los niños (del Hogar Cabañas) unas palabras que dedicó al Sr. Presidente. Actualmente en el HOGAR CABAÑAS hay 450 niños y estamos trabajando en el proyecto de crear un internado para adolescentes varones. Durante la noche los niños nos deleitaron con su música. El festejo se preparó desde hace más de un año.
Se editó un libro donde además de contar la historia también comparte testimonios de personas que están o estuvieron en el hospicio. Se explicó que con lo recaudado de la venta de los libros se destinarán esos recursos en el equivalente de un libro a media beca de un mes para un niño.